¿Por qué mi Labrador es tan ruidoso?

por qué mi labrador es tan ruidoso

Si tu Labrador es muy ruidoso, quizá te preguntes por qué y qué puedes hacer al respecto. Este post te mostrará una serie de posibles causas y lo que puedes hacer para que sea menos ruidoso.

¿Por qué mi labrador es tan ruidoso? Las posibles causas son que quiere comida o agua, que quiere salir al exterior, enfermedad, lesión, ansiedad, aburrimiento o puede que hayas recompensado el comportamiento sin querer.

En realidad, tu Labrador podría hacerlo por varias razones y podría deberse a una combinación de ellas. Sin embargo, hay varias cosas que puedes hacer al respecto en función del motivo más probable.

Contenidos
  1. Por qué tu Labrador es tan ruidoso
    1. Quiere comida o agua
    2. Quiere salir
    3. Has reforzado el comportamiento sin querer
    4. Enfermedad o lesión
    5. Ansiedad
    6. Naturaleza
    7. Aburrimiento
  2. Cosas a tener en cuenta
    1. Cuándo empezó a ser vocal
    2. Cuándo se vuelve más ruidoso
  3. Qué hacer si tu labrador es ruidoso
    1. Asegúrate de que come bien
    2. Asegúrate de que hace ejercicio
    3. Déjale salir cuando lo necesite
    4. Controla su ansiedad por separación
    5. Evita los refuerzos negativos
    6. Llévalo al veterinario

Por qué tu Labrador es tan ruidoso

A continuación, te mostraré una serie de razones habituales por las que tu labrador es vocal y cuáles son las más probables como motivo principal.

Quiere comida o agua

El motivo podría ser que tiene sed o hambre y está intentando que le des de comer o agua. Esto sería más probable si se vuelve más ruidoso cuando no le has dado de comer o cuando no tiene acceso al agua.

Si lo hace mientras comes, también puede ser que lo haga porque quiere tu comida. Esto sería especialmente probable si en el pasado le has dado algo de tu comida mientras comías.

En este caso, sería útil comprobar que le das la cantidad adecuada y que tiene acceso al agua siempre que la necesita. También sería útil evitar darle tu propia comida cuando estés comiendo, de lo contrario es probable que siga haciéndose de rogar cuando estés comiendo.

Quiere salir

La causa también puede ser que quiera salir, lo que sería más probable si tiende a hacerlo más cuando lleva tiempo sin poder salir. También sería más probable si se queda junto a la puerta esperando a que le dejes salir.

Has reforzado el comportamiento sin querer

También podría darse el caso de que hayas reforzado inadvertidamente el comportamiento dándole cosas que quiere cuando empieza a ser ruidoso. Esto sería más probable si tiendes a darle cosas que quiere cuando vocaliza.

En cambio, sería útil recompensarle cuando se comporte bien y evitar recompensarle cuando vocalice, a menos que lo haga por motivos como querer salir fuera.

Enfermedad o lesión

La causa también puede ser que esté enfermo o herido. Esto sería más probable si se ha vuelto vocal de repente y si ha mostrado otros signos de estar enfermo o lesionado. En este caso, lo mejor sería llevarlo al veterinario.

Ansiedad

Si tu labrador se vuelve más ruidoso en determinados momentos, puede deberse a que esté ansioso. Esto sería más probable si lo hace en situaciones como cuando estás a punto de salir de casa, cuando hay alguien cerca que no le gusta o cuando hay obras en el exterior.

Naturaleza

Podría darse el caso de que tu labrador sea vocal por naturaleza, lo que sería más probable si siempre ha sido vocal y no ha empezado a hacerlo de repente. Incluso si es vocal por naturaleza, sería útil entrenarle con refuerzos positivos para que deje de hacerlo.

Aburrimiento

Los labradores son una raza que debe hacer mucho ejercicio diario para estar plenamente estimulada. Cuando no hacen suficiente ejercicio, pueden comportarse de forma anómala y hacer cosas como ponerse ruidosos.

En general, se recomienda que los labradores adultos hagan al menos una hora de ejercicio al día.

Cosas a tener en cuenta

Cuándo empezó a ser vocal

Sería útil tener en cuenta si ocurrió algo más cuando empezó a ser vocal, ya que podría darse el caso de que hubiera algún acontecimiento que lo provocara.

Las cosas que podrían haber ocurrido podrían ser:

  • Hacer ejercicio a horas diferentes
  • Trabajar a horas diferentes
  • Cambiarlo de casa
  • Dejarlo salir a distintas horas

Cuándo se vuelve más ruidoso

También sería útil considerar si hay un momento determinado en el que tiende a ser más ruidoso, ya que podría darse el caso de que el momento tenga algo que ver.

Por ejemplo, si se vuelve más ruidoso cuando normalmente lo sacas a pasear, es más probable que esté intentando recordarte que lo saques a pasear.

Qué hacer si tu labrador es ruidoso

A continuación te indicamos algunas cosas que puedes hacer para que tu labrador sea menos ruidoso.

Asegúrate de que come bien

Puede que haya algún problema con su dieta que le haya hecho ser vocal. Esto es más probable si ha empezado a hacerlo tras un cambio en su dieta.

Sería útil que te aseguraras de que lo has alimentado correctamente y de que nadie más lo ha hecho sin decírtelo.

Asegúrate de que hace ejercicio

Si es un adulto sano, también es conveniente que haga ejercicio a diario. Si ya hace ejercicio, puedes intentar agotarlo más haciéndole hacer cosas como jugar a buscar la pelota.

Déjale salir cuando lo necesite

También sería útil dejarle salir a hacer pipí cuando lo necesite y asegurarte de que tiene la oportunidad de hacerlo con regularidad.

Controla su ansiedad por separación

Si tiende a ponerse ruidoso cuando te vas de casa, también sería útil tomar medidas para controlar su ansiedad por la separación.

Evita los refuerzos negativos

También sería útil evitar darle las cosas que quiere cuando se pone ruidoso, a menos que parezca que es por una razón, como querer salir fuera.

En cambio, sería útil darle lo que quiere cuando se comporta bien y entrenarlo con refuerzos positivos.

Llévalo al veterinario

Si ha empezado a hacerlo de repente o ha dado señales de estar enfermo o herido, la mejor opción es llevarlo al veterinario. De este modo, podrás obtener asesoramiento experto adaptado a tu labrador y descartar una enfermedad o lesión como posible causa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Mi Mascota Perruna.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Hetzner que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Subir

Si continúas navegando por esta web, entendemos que aceptas las cookies que usamos para mejorar nuestros servicios. Más Información