¿Por qué me tiene miedo mi labrador?

por qué me tiene miedo mi labrador

Si tu Labrador parece tenerte miedo, este post te mostrará algunas posibles razones y lo que puedes hacer al respecto.

¿Por qué me tiene miedo mi Labrador? Los posibles motivos son que fuiste agresivo con él, que está en un entorno nuevo, que sus anteriores dueños lo maltrataron o que está enfermo o herido.

Tu labrador puede comportarse así por distintos motivos y puede deberse a una combinación de razones. Sin embargo, hay algunas cosas que puedes tener en cuenta cuando intentes averiguar la razón exacta.

Contenidos
  1. Por qué tu labrador te tiene miedo
    1. Has sido agresivo con él
    2. No está seguro de su entorno
    3. Propietarios anteriores
    4. Está enfermo o herido
    5. Fomentar el comportamiento
  2. Aspectos a tener en cuenta
    1. Cuándo te tuvo miedo tu Labrador
    2. Si sólo te tiene miedo en determinados momentos
    3. Su edad
  3. Qué hacer si tu labrador te tiene miedo
    1. Sé más tranquilo con tu labrador
    2. Jugar y hacer ejercicio
    3. Evita los castigos físicos
    4. Sé paciente
    5. Llévalo al veterinario

Por qué tu labrador te tiene miedo

A continuación se exponen una serie de razones por las que tu labrador podría tenerte miedo y cuáles serían las más probables.

Has sido agresivo con él

La razón por la que lo ha hecho puede ser que tú hayas sido agresivo con él o que le haya parecido que estabas siendo agresivo. Es más probable que éste sea el motivo si se asustó de ti más o menos al mismo tiempo que tú te pusiste agresivo con él y si sólo se asusta de ti.

Si es así, te ayudaría dejar de ser agresivo con él, estar más tranquilo con tu labrador y utilizar el adiestramiento de refuerzo positivo en lugar de castigarlo.

No está seguro de su entorno

Si tu labrador se encuentra en un entorno nuevo, la causa puede ser que se sienta inseguro. Es más probable que éste sea el motivo si lo has adoptado recientemente. En este caso, sería útil prestarle atención a lo largo del día, jugando con él, adiestrándolo y ejercitándolo. Si no empieza a mejorar su comportamiento al cabo de unas semanas, sería conveniente pedir consejo a un veterinario o a un especialista en comportamiento canino.

Propietarios anteriores

La causa podría ser que sus anteriores dueños lo maltrataron y ya no confía tanto en las personas. Esto también sería más probable si lo has adoptado recientemente.

En este caso, podría empezar a mejorar con el paso de las semanas. Si no lo hace, considera la posibilidad de pedir ayuda a un especialista en comportamiento canino.

Está enfermo o herido

La causa puede ser que haya contraído una enfermedad o se haya lesionado. Esto sería más probable si ha empezado a hacerlo de repente y si ha mostrado otros signos de estar enfermo o lesionado, como cojear o llorar mucho. En este caso, la mejor opción sería llevarlo al veterinario.

Fomentar el comportamiento

También puede ocurrir que hayas fomentado el comportamiento dándole cosas que quiere cuando se asusta. Si tiendes a darle cosas como golosinas, juguetes o atención extra cuando lo hace, puede que lo haga más para obtener más recompensas.

En cambio, sería útil recompensarle cuando muestre signos de no tener miedo y evitar recompensarle por tener miedo, a menos que parezca ser por un motivo concreto.

Aspectos a tener en cuenta

A continuación se indican algunas cosas que puedes tener en cuenta cuando intentes averiguar el motivo exacto.

Cuándo te tuvo miedo tu Labrador

Sería útil tener en cuenta qué más ocurrió cuando empezó a hacerlo, ya que podría darse el caso de que hubiera un acontecimiento que provocara que empezara a hacerlo.

Si empezó a hacerlo de repente, lo más probable es que se debiera a cosas como que se pusiera enfermo o se lesionara, o a que se pusiera agresivo contigo.

Si sólo te tiene miedo en determinados momentos

También sería útil considerar si tiende a hacerlo más en determinados momentos.

Si tiende a tener miedo en un momento determinado, es más probable que se deba a algo del entorno o a otra persona.

Su edad

También sería útil tener en cuenta la edad de tu Labrador. Si tu labrador aún es joven, es probable que tenga menos miedo a medida que crezca, ya que podría estar pasando por una etapa más tímida. No obstante, sería conveniente que le prestaras atención positiva a lo largo del día.

Qué hacer si tu labrador te tiene miedo

A continuación te indicamos algunas opciones para conseguir que se asuste menos.

Sé más tranquilo con tu labrador

Cuando interactúes con tu labrador, te ayudará mantener la calma y utilizar el adiestramiento con refuerzo positivo para conseguir que se comporte como tú quieres. Si eres agresivo con él, es probable que se asuste más y que no entienda por qué eres agresivo.

Jugar y hacer ejercicio

Algunas formas de conseguir que tu labrador se sienta cómodo a tu alrededor serían adiestrarlo mediante el adiestramiento con refuerzo positivo, jugar con él y ejercitarlo.

Puedes jugar con él a tirar de la cuerda o a buscarlo. Algunas formas de ejercitarlo serían pasearlo o enseñarle a nadar.

Evita los castigos físicos

También sería útil evitar castigarlo y utilizar en su lugar el adiestramiento por refuerzo positivo. Si lo castigas, es probable que te tenga más miedo y que no deje de portarse mal.

Sé paciente

Al adiestrar a tu labrador, es importante que tengas paciencia. Es poco probable que consigas resultados drásticos con una sola sesión de adiestramiento, pero si te mantienes firme, conseguirás resultados mucho mejores a lo largo de varias semanas.

Llévalo al veterinario

Si no sabes por qué lo hace tu labrador o si ha empezado a hacerlo de repente, te ayudará llevarlo al veterinario. Así podrás descartar causas médicas y obtener asesoramiento experto adaptado a tu Labrador en particular.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Mi Mascota Perruna.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Hetzner que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Subir

Si continúas navegando por esta web, entendemos que aceptas las cookies que usamos para mejorar nuestros servicios. Más Información